Principales barreras y posibles soluciones

No sé como EMPEZAR a ser ACTIVO...

VEO MUY DIFÍCIL LLEGAR A 150 MINUTOS A LA SEMANA

Adelante, cumplir las recomendaciones de actividad fisica es posible
¡Puedes conseguirlo!

Estás a punto de iniciar un proceso que te llevará a ganar en salud y calidad de vida, ahora y en un futuro. No hace falta que llegues a los 150 minutos en la primera semana, es mejor hacerlo de forma progresiva y adaptada a tus condiciones físicas y a tu vida.

Depende del nivel de actividad física del que partas:

  • Si no haces casi nada... empieza por caminar cada día a paso ligero
  • Incorpora la actividad física en tu vida diaria: ve andando al trabajo, o a la compra en vez de ir en coche, sube por las escaleras. Rompe los periodos sedentarios con un paseo.
  • A medida que vayas teniendo mejor condición física:
    • Aumenta el tiempo que dedicas.
    • Aumenta la intensidad (por ej. camina más rápido).
    • Realiza alguna actividad estructurada (por ej. apúntate a un curso de natación o haz gimnasia en el polideportivo de tu barrio).
Ejercicio físico programado
Actividad física en la vida diaria
Caminar
cada día

DE ACUERDO PERO...

ME CANSO MUCHO
NO TENGO TIEMPO
ME ABURRO
MI RODILLA PODRÍA EMPEORAR
NO CREO QUE LO PUEDA LOGRAR
NO TENGO DINERO PARA IR AL GIMNASIO
Poco a poco. La condición física mejora con la actividad física. Es importante que empieces poco a poco y ve aumentando el tiempo o la intensidad.
Integra la actividad física en tu vida diaria: dos días a la semana ve andando al trabajo o bájate una parada antes del metro o del autobús. Sube las escaleras andando en lugar de coger el ascensor. Rompe los periodos sedentarios con un paseo corto. Baila en casa. Y luego ve aumentando gradualmente el tiempo de actividad física.
Busca actividades que sean agradables o que se adapten más a tus gustos.

Haz alguna actividad en grupo o busca acompañante, se hace mucho más ameno.

Empieza por actividades poco intensas como pasear y ve aumentando progresivamente el ritmo y el tiempo dedicado. Haz ejercicios de estiramiento de los músculos tras la actividad. Pregunta a tu médico de familia qué actividades podrían agravar tus síntomas y lesiones y evítalas.
Claro que si. Márcate unas metas realistas y planifica actividades sencillas para cada semana (ver calendario). Luego, ve aumentando el tiempo y la intensidad gradualmente.
Hay muchas actividades que no cuestan nada: caminar, hacer ejercicio en casa, bailar, realizar actividades al aire libre. Ademá los polideportivos municipales y las ONGs ofrecen actividades organizadas más asequibles. Infórmate.

No sé cómo DEJAR DE SER SEDENTARIO, paso muchas horas al día sentado...

Adelante, levántate y muévete, tiene
muchos beneficios para la salud

Rompe los periodos que pasas sentado o reclinado (en el trabajo, en casa, en clase, viendo la televisión, con la videoconsola o jugando a las cartas) levantándote a dar un paseo o haciendo sesiones cortas de estiramientos cada una o dos horas. Esto puede ayudarte a reducir el riesgo de diabetes tipo II, algunos tipos de cáncer y a prevenir las enfermedades cardiovasculares.

Ya hago actividad física,
así que no importa que pase
muchas horas seguidas sentado...
¡¡no es verdad!!

La actividad física y el sedentarismo son dos aspectos que influyen de manera independiente a tu salud. ¡¡Es importante hacer ambas cosas!!!, sigue las recomendaciones de actividad física y aquellas para ser menos sedentario.
LEVÁNTATE Y LUEGO MUÉVETE
Cambia el ocio inactivo por actividades que impliquen moverte
Usa las escalertas en vez de el ascensor
Cambia una parte de tu trayecto en coche o autobús por ir andando o en bici